miércoles, 20 de junio de 2012

Información sobre los animales mamíferos




Existen muchos tipos de animales mamíferos en el mundo, y muchos con grandes diferencias. Existen más de 4.000 especies distintas de mamíferos que viven en todo tipo de hábitats naturales repartidas por todo el mundo, y estos viven en todo tipo de hábitats: Algunos viven en lo alto de los árboles, otros viven en madrigueras bajo tierra, unos vuelan mientras que otros trepan por distintas superficies, los hay que nadan y los hay que caminan o corren.

Las hembras de las especies que son mamíferos son las únicas criaturas que fabrican leche, esta leche es esencial para el crecimiento de las crías recién nacidas, gracias a ellas, las crías crecen de forma rápida y sana. Los mamíferos cuidan a sus crías hasta que son autosuficientes para sobrevivir solas, alimentándolas, dándoles calor y protegiéndolas del peligro.

Existen animales mamíferos de todos los tamaños, podemos encontrar desde los murciélagos abejorros que miden unos 33 milímetros, hasta ballenas azules que miden hasta los 24 metros. Del mismo modo, también existen animales mamíferos con promedios de vida cortos (Las musarañas enanas que viven un año) y otros con periodos muy largos (Seres humanos que pueden vivir hasta los 100 años).

Se llaman mamíferos porque producen leche a través de sus glándulas mamarias.

La alimentación de los animales mamíferos, ¿Qué comen?:
Existen distintos tipos de alimentación en los animales mamíferos, cada tipo de animal mamífero tiene un tipo de alimentación distinta, de entre las cuales se encuentran los:
 - Carnívoros: Se alimentan de la carne de otros seres vivos.
 - Herbívoros: Estos se alimentan de plantas, frutas, semillas y todo tipo de vegetales.
 - Omnívoros: Se alimentan de otros seres vivos y también de vegetales.
 - Insectívoros: Se alimentan de insectos.

La leche, alimento esencial para el crecimiento de las crías de los animales mamíferos:
La leche contiene todos los nutrientes necesarios para que las crías crezcan de forma muy sana, además, contiene componentes químicos que ayudan a las defensas de las crías, disminuyendo el riesgo de sufrir enfermedades.

Muchos animales mamíferos son ciegos al nacer, es por ello que las crías tendrán que utilizar otros sentidos (generalmente el tacto) para encontrar el pezón de la madre y alimentarse de su leche, que es producida por sus glándulas mamarias.

Animales mamíferos que viven en familia:
Existen varios tipos de animales mamíferos que viven en conjunto con sus familias. Vivir en grupo tiene muchas ventajas, una de ellas es que al ser mayor la cantidad de individuos, es más fácil detectar cualquier peligro que se acerque y están más protegidos a ataques de predadores. La defensa no es la única ventaja de vivir en conjunto, también lo es el hecho de que se pueden repartir el trabajo: Unos salen a buscar alimento mientras que otros se quedan al cuidado de las crías.

Animales mamíferos que ponen huevos:
Aunque es un acontecimiento extraño, existen animales mamíferos que ponen huevos, exactamente tres tipos. El equidna es uno de ellos, la hembra pone un solo huevo blando envuelto por una especie de bolsa de piel.

Cuando han pasado 10 días, la cría del equidna sale del huevo y esta se alimentará de la leche que su madre le proporcionará.

El equidna adulto se alimenta de hormigas y termitas entre otros, las cuales detectará gracias a su largo y sensible hocico.

Los animales mamíferos marinos:
Los animales mamíferos marinos tienen su cuerpo y forma de vida adaptada a los mares y océanos, como es el caso de las ballenas, que tienen sus dos patas delanteras en forma de aletas para dirigir su nado y su cola trasera especialmente desarrollada para impulsar su cuerpo, además, no tienen pelo para que sea más fácil el desplazamiento por el agua.

Son capaces de estar mucho tiempo debajo del agua para buscar alimento sin necesidad salir a la superficie para respirar aire, con el fin de hacer más fácil su búsqueda de alimento.

El buey almizclero, el mamífero con más pelaje del mundo:
El animal con más pelaje del mundo es el buey almizclero, que es familiar de las cabras y las ovejas. Puede ser encontrado en manadas en Groenlandia y en el norte de Canadá.

Este animal tiene dos capas de pelaje: En primer lugar está el pelaje interior, que le sirve de protección para el frío y también para preservarse de la humedad, y en segundo lugar tienen el pelaje exterior, que es más denso y sirve para protegerles de la lluvia y de la nieve.


El murciélago abejorro, el mamífero mas pequeño del mundo:
En el año 1973, este mamífero de unos 33 milímetros de estatura fue encontrado por primera vez en Thailandia, quedando registrado como el animal mamífero más pequeño del mundo jamás encontrado. Es un animal nocturno que se alimenta de insectos y que por el día se esconde en cuevas, disminuyendo su temperatura corporal para ahorrar energía.

Se llaman murciélagos abejorro porque tienen el mismo tamaño que el de un abejorro, aunque hay gente que también les llama murciélagos nariz de cerdo.

El elefante africano, el animal mamífero terrestre más grande del mundo:
El elefante africano es el animal mamífero terrestre más grande del mundo. Mide hasta 3,7 metros de altura y pesa más de 5.500 kilos. Para soportar todo el peso de su cuerpo, este tiene unas piernas gigantescas como columnas que terminan en patas muy anchas y redondeadas.

El elefante africano habita en la famosa sabana africana, mientras que el elefante asiático habita en el sudeste asiático y en la India. Ambos son muy parecidos y utilizan la trompa para agarrar la comida, para echarse agua encima de su espalda y para saludarse con el resto de elefantes de su manada. 


Los elefantes se defienden con sus colmillos de marfil, aunque también los utilizan para excavar cuando buscan alimento y agua. 

El guepardo, el animal mamífero más rápido del mundo:
El guepardo es el animal mamífero más rápido de todos, es capaz de correr a más de 100 kilómetros por hora para perseguir y atrapar a su presa, sin embargo, no aguanta demasiado tiempo corriendo porque se sobrecalienta su cuerpo debido al gran esfuerzo.

Alcanzar tales velocidades es posible gracias a sus patas tan largas y a los músculos tan bien desarrollados, pero no solo eso, sino a su gran habilidad para dar grandes zancadas, además de que su cola le da estabilidad a su cuerpo cuando hace giros bruscos a gran velocidad.

El pangolín, un mamífero cubierto de escamas:
Este mamífero con el cuerpo cubierto de escamas puede ser encontrado en África y Ásia. Se trata de un animal con muchas láminas escamosas, una colocada encima de otra, de modo que les proporciona una especie de coraza que les sirve de protección ante los predadores y otros peligros, ya que puede enroscarse escondiendo todas las partes blandas de su cuerpo y quedando una especie de bola de escamas.

Su alimentación se basa en las termitas y en las hormigas las cuales apresa con su larga lengua pegajosa.

La musaraña elefante, ni musaraña, ni elefante:
Este curioso mamífero es parecido a un ratón, y a pesar de su nombre no pertenece a la familia de los elefantes, y tampoco a la de las musarañas. Se caracteriza por tener un hocico largo muy sensible que detecta pequeños animales, de los cuales se alimenta. La musaraña elefante introduce su hocico en lugares donde podrían haber animales pequeños y los detecta para comérselos.

Corren muy rápido cuando sienten que están en peligro.

Ositos Hemos redactado este artículo con mucho cariño para que puedas disfrutarlo, ayúdanos a promoverlo haciendo un sólo click en +1:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada